Bienvenida

A veces las palabras nos pueden sorprender, solo hay que escuchar lo que intentan decirnos todavía en su letargo.
Todos tenemos algo de poeta, la poesía es la síntesis del mundo.

Yaiza

Yaiza
El poema que nunca podré superar

Cita de la semana


" Somos así, mortales
irremediablemente,
acostumbrados
a que todo termine."

(Irene Sánchez Carrón)

10/04/2011

El idioma del deseo

















 Esa humedad secreta de tus labios
va irrigando aforismos sobre las cavidades de un poema
a punto de estallar.

  No puedes escapar de los instintos
ni yo puedo romper la hegemonía de un instante perfecto;
pronunciar en tu piel la única sílaba
capaz de revelar tu abecedario
y conocer la esencia de ese idioma
sobre el braille escondido de tus pechos.

  Porque puedo sentirte como sienten
los dedos el temblor
de las palabras
y hacerte musitar cualquier espasmo
por callado que sea.

  Solo debes abrirte a la certeza
de una ausencia de aire
y dejar que resbale por tu cuerpo
la dudosa blancura del amor.

  Te prometo el sabor de las metáforas
que has dejado tendidas en el sótano
más profundo del cielo,
la pública razón...
íntima página
que quisiera escribirte
y escribirte
hasta dejar exhausto
mi poema.



Luis Oroz

17 comentarios:

Paloma Corrales dijo...

"Solo debes abrirte a la certeza
de una ausencia de aire"

Sensorial, sensual y precioso.

Besazo.

Antolín Amador Corona dijo...

Un poema exhausto... me encanta. Oír su agitada respiración produce insaciables apettitos.

Abrazos.

Anónimo dijo...

"Te prometo el sabor de las metáforas"

Esa es una promesa que siempre cumples, Luis. Y de qué manera.

Se echaba de menos tu palabra, Poeta.

Un abrazo.

Ana Garrido (sigo siendo anónima, qué le vamos a hacer)

Loren Simón dijo...

Luis, absolutamente especial y hermoso, eres un gran poeta gracias por este regalo, por este poema.
Un abrazo

Anónimo dijo...

No tengo palabras para expresar lo que siento al leer este poema.Un abrazo Luis.

Luis Oroz dijo...

Mil gracias, Paloma. Un lujo tenerte cerca. Un enorme beso para ti.

Luis Oroz dijo...

Hola Antolín, muchas gracias Poeta. El mérito está en esos ojos tuyos, capaces de ver más allá de lo mirado. Un abrazo, amigo.

Luis Oroz dijo...

Hooola Ana, me alegra "verte". Tú de anónima tienes bien poco, a pesar del encabezamiento, tu nombre es sinónimo de poesía con mayúsculas. Un besazo, amiga.

Luis Oroz dijo...

Muchísimas gracias, Loren, por tu generosidad. Un buerte abrazo.

Luis Oroz dijo...

El solo hecho de hacérmelo saber dice mucho de tu sensibilidad.

Un abrazo anónimo, que no falto de emoción.
;)

Gino dijo...

Vengo de alcoba paralela, gracias a Paloma llegue a un lugar donde la poesía es el templo y se respira.
Intenso poema, estremece la forma en que nos llega.
Me quedo.
Un saludo.
Gino.

Gino dijo...

¿Puedo enlazarte a mi blog?
Un saludo
Gino.

Luis Oroz dijo...

Mil gracias, Gino, por acercarte, por ser cómplice de esta "locura" nuestra, que es mirar con los ojos cerrados.

Un abrazo, compañero.

"Claro que puedes, faltaría más"

Anónimo dijo...

Leyéndote he podido sentir "como sienten
los dedos el temblor
de las palabras"
Cada una de tus letras hace tiritar mis emociones, mis seis sentidos...
Precioso idioma, Luis.
Un beso de esos (para no ser tan anónima).

Juan Carlos Ortega dijo...

Llegué por casualidad y me gustó leerte y pasear por tu blog.

Una sonrisa.

Luis Oroz dijo...

Mil gracias,"anónima", acepto tu beso y envido.

Luis Oroz dijo...

Sé bienvenido, Juan Carlos, siéntete como en casa (la poesía es, al fin y al cabo, reencontrarse en lugares donde nunca hemos estado)

Un abrazo, compañero.