Bienvenida

A veces las palabras nos pueden sorprender, solo hay que escuchar lo que intentan decirnos todavía en su letargo.
Todos tenemos algo de poeta, la poesía es la síntesis del mundo.

Yaiza

Yaiza
El poema que nunca podré superar

Cita de la semana


" Te llaman porvenir porque no vienes nunca."

(Ángel González)

5/30/2009

Los huecos del cielo








Estéril la costumbre de enterrarse
en los huecos del cielo,
de morirse despierto en las ventanas
expirando la última nostalgia,
ese mundo que cruza de puntillas sobre la realidad.

Aunque también es luz lo que sujetan unos ojos cerrados,
y la muerte
esa duda que pasa respirando tu sombra.

Así, tan sin sentido,
besamos a la ausencia y regresamos
al goce del no ser, a los estímulos
de un mundo hecho de tiempo y de distancia.

Luego…
una nube que pasa convertida en escombro
nos devuelve a la vida,
y el poema demuestra con sus letras dobladas
que allí no quedó nadie,
que nadie va a escucharte mientras vivas
arañando el silencio de la tumba.


Luis Oroz.

15 comentarios:

Ana Márquez dijo...

Muy buen poema, con un ritmo intachable, felicidades.

Joan Tristany dijo...

Hola Luís, acabo de descubrir este blog, gracias al enlace que había en el portal "revista Alaire", acababa de leer "La imopresión de las palabras" y después de recuperarme de mi impresión personal por tal joya, me he acercado a tu blog. Me ha gustado mucho la presentación y especialemnte el contenido. Este primer poema que he leído me ha parecido otra genialidad.
Te visitaré a menudo.

Un abrazo y hasta pronto.

Joan

Luis Oroz dijo...

Muchas gracias, Ana.

Un placer tenerte por aquí.
Un sincero abrazo.

Luis Oroz.

Luis Oroz dijo...

Hola Joan, mil gracias por tu generosa visión.
Conozco tu poética, siempre original e inconfundible,
por tanto es un placer tu visita y tu amabilidad al dejar constancia de este paso.
Un fuerte y sincero abrazo, Joan.

Luis Oroz.

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Sin palabras, mi querido Luis.

Un beso
Marian

luisa dijo...

Recuerdo estos versos como la primera vez que los leí. Creo que fueron unos de los primeros que me acercaron a tu poesía. Ya entonces me dieron qué pensar en las abstracciones en las que nos recreamos. Ahora, me traen otras nuevas sensaciones como si esa voz a la que le hablas fuese alguien que se ha quedado al margen y por mucho que grite nadie la escucha. Tal vez la sombra sea el escondite del silencio, pero es la luz la mano que te saca del infierno.

Un beso, Luis.
Tu poesía es luz.

Luis Oroz dijo...

Marian, gracias por ser y estar.
Un besazo Mediterraneo, amiga.

Luis Oroz.

Luis Oroz dijo...

Hola Luisa, es difícil encontrar a una sola persona que no se haya marchado por un rato a su "mundo interior" es un destiempo lleno de vacíos.

Eres un cielo, gracias por volver, por seguir mis instintos poéticos desde hace ya un tiempo considerable.
Te debo muchos buenos ratos.
Un besazo, amiga.

Luis Oroz.

Soledad Sánchez M. dijo...

Un viaje al centro de uno mismo... impecable.

Consigues un ritmo tan sugerente... que nos gustaría que los versos siguiesen y siguiesen...

Enhorabuena.

Un beso.

Soledad.

Luis Oroz dijo...

Mil gracias, Soledad.
Es un verdadero halago, y es que saciarse de poesía no es nada bueno, suele pasar en algunos recitales, también necesitan digestión, a veces, las palabras.

Un fuerte abrazo, y gracias otra vez.

Luis Oroz.

Juanra "Cuchi" dijo...

cielos que sostienen otros equilibrios de gases puros.
Un Placer.

Yose Álvarez-Mesa dijo...

Luis, qué lujo saborear tus versos. ¿Me das permiso para colgar este poema en mi blog?
Un abrazo, amigo.
Yose

Luis Oroz dijo...

Gracias Juanra, el placer, indudablemente, es mío.
Un fuerte abrazo.

Luis Oroz.

Luis Oroz dijo...

Hola Yose!
qué alegría encontrarte por aquí.

Por supuesto, tienes todos los permisos que quieras, amiga.
Aprovecho para felicitarte por sa cosecha de premios, el talento te sale por los poros.
Un besazo.

Luis Oroz.

Yose Álvarez-Mesa dijo...

Luis, ya he subido el poema a mi blog, y también te he robado fotito, jejeje.... He puesto una ilustración divina de un hueco en el cielo, pásate y verás qué chuli.
Besazos
Yose